¿Por qué Volkswagen no fabrica un Golf R con 420 CV?

Golf R Concept
Sabemos que en el futuro asistiremos a la llegada de nuevos modelos Volkswagen R, pero a día de hoy hay que descartar la fabricación de un Volkswagen Golf R con 420 CV. Nos hicimos ilusiones cuando presentaron el Golf R 400 en el Salón del Automóvil de Pekín, pero por desgracia será un prototipo que no pasará a producción. ¿Por qué? Te lo cuento si te quedas un ratito más.

Estaría bien, pero no es posible

El Golf GTI, el Golf GTD y el Golf R actual están muy bien, pero como siempre queremos más, los 300 CV de la versión más radical de la gama pueden ser insuficientes. Por eso se habló de la posibilidad de lanzar al mercado una versión con 420 CV, algo que hoy por hoy está descartado, como también descartó Audi que el RS3 y el TT-RS pudieran montar un motor de 2.0 litros y 420 CV.

Golf R Concept zaga

Problemas por solucionar

Ver un Golf R más potente que un Porsche 911 Carrera S sería cuanto menos gracioso. Lo malo es que incluir un propulsor de esas características podría ser muy problemático. Tanto el Golf R como el S3 han experimentado problemas con dicho motor turbo, así que dar un salto de esas dimensiones sería contraproducente. No hay más que ver lo que le ha pasado a Mercedes-Benz con el A 45 AMG. El compacto más potente del mercado, gracias a sus 360 CV, ha tenido problemas de juntas solapadas y fugas de aceite que han cabreado a sus clientes. Pagar más de 50.000 euros y que pase eso no debe ser agradable.

Insuficiente par a bajas revoluciones

Audi ha tenido que mantener el cinco cilindros de 2.5 litros para alimentar el RS3. También lanzaron un prototipo de 420 CV, el Quattro TT Sport Concept, pero no tardaron demasiado en admitir que era impensable mantener ese motor en un modelo de producción. Por lo menos por ahora.

Golf R Concept motor

Un cuatro cilindros de 2.0 litros con semejante potencia tiene muchos problemas con el par motor a bajas revoluciones. Eso en ciudad es una mala noticia porque no ofrecería la fuerza necesaria, y es por ello que los alemanes mantienen su apuesta por el cinco cilindros de 2.5 litros.

No quieren fabricar un caníbal

Por último, hay que descartar la llegada de un Golf R de 420 CV por sentido común. Si el Audi RS3 llegará en marzo de 2015 con 367 CV de potencia y un coste de algo más de 50.000 euros, ¿cómo van a lanzar un compacto similar con 50 CV más de potencia y un precio más atractivo? Sería algo así como arruinar la vida comercial del nuevo RS3, y en el Grupo VAG no están por la labor de pisarse unos a otros.

Nota: El coche que aparece en las imágenes es el Volkswagen Golf R Concept.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *