Nuevo Volkswagen Polo GTI 2014


El restyling de la quinta generación del Polo estará a la venta en julio, pasada la gira de presentación en Ginebra. Ya os adelantamos todas las imágenes y especificaciones mecánicas y técnicas. Hoy toca hablar del que llegará el último, la versión más espirituosa, la GTI.

Idéntico en plataforma, soluciones de ingeniería, motor y precio al Ibiza Cupra (que también pasó por un restyling no hace ni un año), el hermano del SEAT quiere marcar el territorio dentro de los utilitarios sport del grupo VAG con livianas distinciones.

El Polo GTI 2014 mantendrá el mismo bloque TSI 1.4 de gasolina al que tantos experimentos se le han sometido. La última tortura que Volkswagen le practica al pobre y pequeño cuatro cilindros es potenciarle el turbocompresor para saltar de los 179 CV a los 190 CV. ¿Dónde está el límite de este bloque?

Ya se sabe que el mismo motor estará disponible en la gama del Polo con la tecnología de desconexión de cilindros, o ACT, o Cylinder on demand. Hemos explicado en un par de ocasiones cómo funciona esta técnica que convierte un cuatro cilindros en un bicilíndrico automáticamente para reducir consumo. En el Polo, igual que en el Ibiza FR, el 1.4 TSI con ACT eroga 140 CV.

Por los mentideros se pasea el rumor de que el idéntico 1.4 TSI pero con 190 CV para el GTI equipará también la desconexión automática de cilindros. Lo creeremos cuando lo veamos y de momento en absoluto le otorgaremos la categoría de “información veraz o contrastada.”

Me permito el beneficio de dudar que eso sea posible técnicamente. Si efectivamente Volkswagen ha encontrado la fórmula para aunar 190 CV y el ACT, ya haré un acto de contrición y no me temblará el pulso para reconocer que me equivocaba.

Por primera vez, un cambio manual

Más allá de cambios en suspensión y frenos, o de apéndices de carrocería e interior diferenciados del resto de versiones, lo que ofrecerá el nuevo Polo GTI es una caja de cambios manual.

Desde la llegada del doble embrague, empezando por el grupo VAG y contagiándose a muchas otras marcas, los utilitarios deportivos sólo han ofrecido la posibilidad de un cambio automático.

Ford o Peugeot se han mantenido fuertes en preservar un cambio tradicional, porque además de contentar a un sector del público que prefiere jugar con el embrague y la palanca, abarata unos 2.000€ el precio final.

En el Ibiza Cupra de momento sólo seguirá el DSG, pero en el Polo GTI se podrá elegir la transmisión más ‘Old School’. Será bueno para los que se quejan de la pérdida de sensaciones con un cambio automático y será bueno para los que se quieran ahorrar un buen dinero.

Hablando de dinero, lo que aún no tenemos es la lista de precios. Os informaremos así se hagan públicos. Igual que las fotos. Las que veis son las del actual. Cuando pase marzo y el Salón de Ginebra, publicaremos la galería de imágenes con los retoques a la moda.

E igual que hice en su día a la hora de comparar el Ibiza FR con el Cupra, entre el Polo GTI y el Polo 1.4 TSI 140 CV con ACT y acabado Sport, mejor quedarse con el último. Sigue siendo un urbano versátil y temperamental por menos dinero en impuestos y seguro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *