Volkswagen Arteon: cuatro razones para desearlo más allá de su diseño

Volkswagen-Arteon
El Volkswagen Passat tiene motivos para estar celoso. En el Salón de Ginebra vio la luz el Volkswagen Arteon, una berlina de cinco puertas con una carrocería coupé que a nivel estético es una maravilla, sobre todo si echas un vistazo a la versión R-Line, que es la que puedes ver en las imágenes que ilustran este artículo.

Llegará a principios de verano y no lo hará para sustituir al CC, o al menos eso es lo que nos cuentan desde Wolfsburgo argumentando que el Arteon es más lujoso y de mayores dimensiones. Eso sí, los dos modelos no llegarán a convivir en los concesionarios.

1. Muy espacioso

Por sus dimensiones queda claro que será el típico coche que te obliga a ir con mucho cuidado a la salida de un parking: 4,86 metros de longitud, 1,87 metros de anchura y 1,43 metros de altura. La distancia entre ejes es de 2,84 metros, así que en el interior hay espacio más que suficiente para cinco personas.

El maletero está muy bien. Son 563 litros, así que está por encima de la mayoría de coches con unas dimensiones similares. Solo el Skoda Superb, con sus 652 litros, le pasa la mano por la cara en este apartado.

Volkswagen-Arteon

2. Gran oferta de motores

La oferta de motores es generosa. Los hay diésel y los hay gasolina, con potencias comprendidas entre los 150 y los 280 CV. El 1.5 TSI Evo es el gasolina más modesto, con 150 CV y cambio manual de seis velocidades o automático DSG de siete. Por encima están los 2.0 TSI de 190 o 280 CV, ambos con caja de cambios automática de siete velocidades. Lo que les diferencia, aparte de las prestaciones, es el hecho de que el de 190 CV se mueve con tracción delantera y el de 280 CV equipa tracción total 4Motion.

El diésel más comedido es un TDI de 150 CV con tracción delantera que puede ir asociado a una transmisión manual de seis velocidades o automática DSG de siete. Por encima encontramos los otros dos TDI, de 190 y 240 CV. El más potente monta la transmisión automática DSG de siete velocidades y la tracción total 4Motion de serie. El otro te deja elegir entre cambio manual o automático y entre tracción delantera o total 4Motion.

Volkswagen-Arteon

3. Equipamiento premium

En lo que a niveles de equipamiento se refiere, los clientes del Arteon tendrán tres opciones: uno básico que todavía no ha sido bautizado, el Elegance y el R-Line. El Elegance ensalza el lujo con elementos decorativos para el habitáculo, mientras que el R-Line pone el acento en la deportividad con detalles como un paragolpes específico.

Los faros y los pilotos del Volkswagen Arteon son de LED sea cual sea la versión elegida. Además, dependiendo de la versión, la luz intermitente es secuencial. Las llantas de aleación básicas son de 17 pulgadas, aunque en opción te puedes ir hasta unas de 20 pulgadas.

Asientos delanteros con regulación eléctrica, detector de fatiga, acceso y arranque sin llave… Eso de serie, y en opción otras chucherías tan deseables como el Head-up Display, el cuadro de instrumentos con pantalla digital o el sistema multimedia Discover Pro con pantalla de 9,2 pulgadas.

Volkswagen-Arteon

4. La seguridad también cuenta

Los alemanes han fabricado un coche que no solo es una cara bonita. También es un seguro de vida para el conductor y los acompañantes, ya que no le faltan los siguientes elementos de seguridad:

– Segunda generación del sistema de asistencia de emergencia (Emergency Assist)

– Programador de velocidad activo

– Reconocimiento de señales de tráfico

– Sistema de iluminación en curva

Ahora solo falta saber cuánto van a pedir por él. Volkswagen habla de “un precio de venta atractivo“, pero lo cierto es que difícilmente bajará de los 30.000 euros teniendo en cuenta que el Passat más económico cuesta poco más de 27.000 euros.

Fotos del Volkswagen Arteon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *