BMW M550d xDrive: cuando el lujo y la deportividad se dan un abrazo

Share on Facebook3Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

BMW-M550d-xDrive-frontal-tres-cuartos
Nuevo modelo para la familia M Performance, en esta ocasión de la Serie 5. El BMW M550d xDrive se convierte en una propuesta más de una gama muy completa que brilla por su elegancia, pero que también tiene versiones tremendamente deportivas.

Monta el motor diésel más potente que hemos visto en un Serie 5 y eso le va a permitir ofrecer unas prestaciones de escándalo, aunque por ahora se desconocen los datos exactos.

Un diésel que impresiona

Lo que si podemos decir es que su corazón dispone de la tecnología BMW TwinPower Turbo y pone a trabajar a cuatro turbocompresores. Es un seis cilindros que entrega 400 CV de potencia y 760 Nm de par máximo para deleite de quienes lo podrán disfrutar. Además, su consumo no es descabellado, puesto que promedia 5,9 l/100 km (6,2 l/100 km si se trata de la versión familiar, la Touring). Las emisiones, por su parte, son de 154 g/km de CO2 (163 g/km en el Touring).

Tracción total con reparto de par

Tampoco podemos olvidarnos de su sistema xDrive, una tracción a las cuatro ruedas inteligente que se encarga de repartir la fuerza del motor en función de las necesidades de cada momento. Eso sí, de entrada la envía al eje trasero, garantizando de esta forma una experiencia de conducción típica en M Performance.

BMW-M550d-xDrive-interior

Detalles inconfundibles

A nivel estético no es difícil darse cuenta de que no estamos ante un BMW Serie 5 cualquiera. Han teñido de color Cerium Grey determinadas partes de la carrocería, como por ejemplo las carcasas de los retrovisores exteriores, el marco de los riñones, el sistema ‘Air Breather’ de los laterales o determinadas zonas de los paragolpes.

Los frenos son deportivos y cuentan con unas pinzas en azul a las que no les falta el emblema “M”. Las llantas de aleación son de 19 pulgadas con radios dobles, montadas en unos neumáticos de 245/40 R 19 delante y 275/35 R 19 detrás. El sistema de escape, por su parte, viene con un cromado oscuro muy favorecedor y se divide en dos colas dobles (dos a cada lado).

Para terminar, decir que se beneficia del paquete aerodinámico M, de la dirección activa integral y de la suspensión deportiva M.

Fotos del BMW M550d xDrive

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *