Mazda se alía con Isuzu para preparar su próximo pick-up

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

Mazda Isuzu
Mazda e Isuzu han llegado a un acuerdo para desarrollar de forma conjunta un pick-up que no llegará hasta que el BT-50 deje de fabricarse. Se trata de un modelo derivado del Ford Ranger que lanzaron al mercado tras colaborar con Ford, pero visto lo visto no van a volver a trabajar juntos en un proyecto similar.

Cambio de socio para ahorrar dinero

El fin del BT-50 está cada vez más cerca si tenemos en cuenta que los japoneses han anunciado su intención de trabajar junto a Isuzu para dar vida a una bestia que todavía no sabemos cómo se llamará. Por ahora el modelo que vende Isuzu es el D-Max, y al igual que el BT-50 su objetivo no es otro que imponerse a los Toyota Hilux, Nissan Navara, Volkswagen Amarok y Renault Alaskan. A los que no consideran sus rivales es a los Chevrolet Colorado y GMC Canyon.

La unión de Mazda e Isuzu no tiene nada que ver con el primer paso hacia una alianza que se extenderá hacia otros segmentos. Es una decisión que han tomado con el objetivo de abaratar costes. A Mazda no le interesa centrar sus esfuerzos en un pick-up que no le va a dejar muchos beneficios. Si se tienen que ganar bien la vida, será fabricando el MX-5 y SUVs como el CX-3.

Norteamérica no se les ha dado bien

Separándose de Ford queda claro que dan por perdida la batalla en Norteamérica, donde son otros pick-up los que seducen al gran público. El BT-50, además, tuvo más éxito en mercados como el australiano, el africano o los del sudeste asiático. Eso tal vez explica por qué se fabrica en Sudáfrica y Tailandia.

Si no pasa nada raro, la criatura de Mazda e Isuzu debería llegar a los concesionarios en 2018 o 2019.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *