Nuevo BMW X2 M35i: más de 300 CV para disfrutar

BMW-X2-M35i-frontal-tres-cuartos
BMW te lo vende muy bien, casi tan bien como Audi con su Q2, al que no me extraña que no sean capaces de etiquetar. El BMW X2, que está incluido dentro de la familia SAC (Sports Activity Coupe) y alardea de ser un modelo premium, es uno de esos coches con una carrocería extraña que no sabes bien bien por qué tienen éxito.

Hablan de buenas cifras de ventas entre conductores jóvenes y modernos desde marzo de 2018, que es cuando se puso a la venta, y ahora esperan que se produzca una subida todavía más pronunciada de las matriculaciones lanzando el BMW X2 M35i, el tope de gama por los 306 CV y los 450 Nm de par máximo que entrega.

Suben los consumos y las emisiones, pero también las emociones

El motor que monta es gasolina de 2.0 litros turboalimentado que cuenta con cuatro cilindros y se vale de la tecnología TwinPower Turbo marca de la casa. El hecho de contar con la letra M en su nombre ya nos da muchas pistas sobre lo bueno que podemos esperar de él, pero también nos advierte en materia de consumos (8,4-8,1 l/100 km) y emisiones de CO2 (191-185 g/km).

BMW-X2-M35i-motor
En el mejor de los casos acelera de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos, una cifra que mejora con creces la ofrecida por el resto de opciones de la gama.

No te costará distinguirlo de sus semejantes

Se le reconoce fácilmente por detalles como el acabado Cerium Grey que se deja ver tanto en las carcasas de los retrovisores como en los bordes de las entradas de aire. Además, cuenta con alerón trasero M y una doble salida de escape con un diseño específico, así que no costará mucho reconocerlo a partir de marzo de 2019, que es cuando se empezará a fabricar en los mercados europeos.

BMW-X2-M35i-habitaculo

Una puesta a punto a la altura

Hay que destacar que BMW también ha trabajado en la puesta a punto para que esté a la altura de lo que se espera de un modelo de la familia M. Por eso cuenta con diferencial deportivo M en el eje delantero, un sistema de frenado mejorado con pinzas de color azul oscuro y discos de acero o la dirección deportiva M para garantizar la mayor precisión y un tacto que se agradece.

¿Más aciertos? Las llantas de aleación Sportlight de 19 pulgadas que vienen de serie (pueden ser de 20 pulgadas) o los asientos deportivos M con soporte lateral. Y eso por no hablar de equipamiento digital, como por ejemplo el Head-Up Display o el BMW ConnectedDrive.

Artículo recomendado: Recreación de un hipotético BMW X2 M

Fotos del BMW X2 M35i

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *