Mazda3 2014 híbrido y GNC, sorpresas a un mes de su estreno


The times they are a changing“, murmura Bob Dylan cuando se mira el nuevo Mazda3. Sí, los tiempos deben estar cambiando. La última marca en desvelar su compacto para la segunda década del siglo XXI es Mazda. Contra el downsizing, contra los turbos y compresores, contra las parrillas cariacontecidas o agresivas de los diseños, contra cualquier idea asumida por los demás fabricantes. Mazda quiere reservarse la última carcajada. Y el abajo firmante sospecha que va a ser, otra vez, el mejor compacto. Se venda o no se venda. Los hechos son los hechos, porque ya el año pasado volvió a colarse por enésima vez como uno de los cinco coches más fiables en Europa.

Después de cuatro años desde el último restyling, y a falta de un mes de su lanzamiento mundial y del Salón de Tokio, Mazda anuncia que, a parte de las tres versiones de gasolina y la diesel, habrá una híbrida y otra impulsada por Gas Natural Comprimido (GNC.)

El Mazda3 hacthback puede ser uno más en la calle, pero la versión cuatro puertas es una hipodérmica para inocular el “efecto sedándel que ya hemos hablado en alguna otra ocasión. Los tiempos están cambiando y los compactos están volviendo a ser mucho más hermosos en sus vestidos largos que en su indumentaria casual cinco puertas. Las carrocerías de maletero se hacen más y más poderosas. Es absurdo pararse a pensar quién comenzó este cambio en la inclinación de la balanza, pero en las fotos está claro que Mazda, igual que Subaru o Toyota, siempre estuvo ahí, mucho antes que el Mercedes CLA o el Audi A3 sedán.

Fechas y mercados

Si nadie falta a su palabra, el Mazda3 híbrido se venderá en Japón desde el 21 de noviembre, donde se le conoce como Mazda Axela, y al de GNC le falta algo más de tiempo. Pero la tecnología SKYACTIV, al tener como punto fuerte su alto ratio de compresión, no ha presentado inconvenientes para introducir este combustible que opera a más alta presión.

El Mazda3 GNC llevará el motor 2.0 SKYACTIV de gasolina como base, y con la implementación del GNC, sus emisiones, según Mazda, caerán por debajo de un 20% con respecto al diesel o los otros tres motores gasolina normales. Italia, Brasil y otros mercados donde el GNC ha calado hasta el fondo en los ropajes, serán la punta de la lanza para el modelo, a buen seguro con mucha más demanda que los de combustible convencional.

El híbrido también surge del motor de dos litros de gasolina e incorpora una transmisión automática de variador continuo. También según datos del fabricante, el consumo medio es de 3,2 litros, muy parejo al Auris o el Corolla HSD. Y ya que éstos en pruebas reales se van a 5,5 litros a los 100, lo mismo podemos esperar del Mazda3 híbrido. Es decir, pelean en la misma categoría.

A Europa el híbrido todavía no llegará y no hay fecha oficial ni confirmación de que así suceda. Japón o Estados Unidos ya son otra cosa. El de GNC, como menté antes, va para más largo.

¿Y qué carrocería ha elegido Mazda para los motores alternativos? Pues cuál va a ser… La sedán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *