Jaguar XE, una nueva berlina para 2015

Jaguar XE
El Jaguar XE se convertirá en la futura berlina de la firma británica. No se comercializará hasta mediados de 2015 y todavía hay muchas incógnitas por desvelar, como por ejemplo su tamaño. Se rumorea que será más bien pequeña y lo que es seguro es que será el primer modelo que fabricarán con plataforma de aluminio.

Ralph Speth, CEO de Jaguar, lo ha confirmado durante el Salón del Automóvil de Ginebra, donde no ha dicho todo lo que sabe a los periodistas para guardar el secreto.

Estrena plataforma…

La nueva plataforma se llama Da7 y vio la luz en el Salón del Automóvil de Frankfurt de 2013. Gracias a ella, el Jaguar XE montará un chasis monocasco que le permitirá ser ligero y rígido, algo que repercutirá positivamente en su comportamiento dinámico.

Jaguar XE chasis

… y motores

También será el encargado de estrenar los nuevos motores de dos litros y cuatro cilindros Ingenium, un nuevo fruto del trabajo de Jaguar y Land Rover, dos marcas que pertenecen a Tata Motors. Como no podía ser de otra forma, serán propulsores de altas prestaciones y bajas emisiones, abarcando un rango de potencias de todo tipo y pudiendo ir tanto en posición horizontal como transversal.

Podrán ir asociados a un sistema de tracción total y dicen que con ellos los futuros Jaguar alcanzarán los 300 km/h emitiendo menos de 100 g/km de dióxido de carbono. Parecen datos demasiado buenos para ser reales, pero si lo dicen será por algo.

Otra opción premium para un segmento muy competido

A nivel estético, Ian Cullum es el hombre que se encarga de hacer magia con su varita de diseño. Después de sorprendernos con el Jaguar F-Type, ahora nos adelanta que el XE será un coche llamativo y apasionante de conducir, capaz de satisfacer las necesidades de quienes ya se han generado grandes expectativas. Será un cohete para los circuitos y un coche práctico para el día a día, una especie de F-Type con el que probablemente plantarán cara a los Audi A4, BMW Serie 3 y Mercedes-Benz Clase C. Todo ello sin olvidarnos del Lexus IS y el Infiniti Q50, claro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *