El Ford Mondeo 2013 pillado infraganti


Ha comenzado el revuelo sobre la siguiente evolución del Mondeo. El segmento D está muy reñido y la marca del óvalo no quiere ceder ni un palmo ante los Citroën C5, los Passat, los Peugeot 508 y compañía. La pregunta es si realmente se trata de una siguiente generación o simplemente han retocado la que actualmente está en venta. La respuesta es sí y no.

Vaya por delante que Ford está muy centrada en la estrategia del One Ford, es decir, que sus modelos sean globales y se vendan tanto en Europa como en América. Las diferencias entre continentes las quieren limitar a motorizaciones y poco más. En este sentido sí sería una nueva generación, porque tomaría rasgos del Fusion americano y del Mondeo europeo para crear un nuevo producto. Eso sí, no van a cambiar los nombres: allí se seguirá llamando Fusion.

Los tests se están haciendo en los Alpes y las imágenes del coche con un ligero camuflaje no muestran nada nuevo, puesto que desde el año pasado han ido desfilando concepts y otras fotos espía que revelaban lo que sería el producto final, tal y como lo podemos ver aquí. Y casi clavado a lo que se mostró en el Salón de Detroit, en enero.

Cuándo llega

La puesta en largo se hará en el Paris Motor Show en septiembre, y luego será cuestión de unos pocos meses para que lo tengamos en los concesionarios. A inicios del 2013 se venderá la berlina, pero habrá que esperar bastante más para conocer su interpretación familiar.

Lo que le hace parecer un restyling es que hay muy pocas modificaciones en sus ópticas y que, en cuanto al chasis, se ha rectificado ligeramente la configuración de las suspensiones. Además, la gama de motores no será ninguna novedad: seguirán los motores turbo, aunque el dos litros incorporará la nueva tecnología Ecoboost. En el terreno del diesel seguirá el inamovible 2.2 TDCI de cuatro cilindros.

El cambio más radical y que más cola traerá será su nuevo frontal, porque a muchos ya les parece que a Ford se le acaban las pilas con lo del diseño Econetic, y este morro recuerda demasiado a un Aston Martin Cygnet. Personalmente, me parece muy bonito, y le aporta muchísima clase al Mondeo.

Invertir en seguridad

La guinda que va a poner Ford en este coche es el debut de un sistema nuevo de cinturones traseros con airbag, que pretenden ir extendiendo poco a poco a toda su gama. Actualmente, no hay ni un solo competidor con algo que se le asemeje en materia de seguridad.

Lo que le falta por decidir a Ford es si le incorporarán su tecnología híbrida, que a día de hoy rinde 180 CV. En Estados Unidos es muy probable, pero en Europa deberían planteárselo también, porque ya se ve venir por el espejo retrovisor al 508 diesel híbrido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *