La DGT compra otro radar de helicóptero


Arreglar las demacradas carreteras que tenemos no, pero radares que no falten. Y claro, si es uno de esos de helicóptero mejor que mejor.

Así deben pensar en la Dirección General de Tráfico (DGT), ya que acaban de gastarse 177.000 euros cinco días después de decir que no se gastarían ni un solo euro en radares fijos. Bueno, a decir verdad no mintieron, ya que este radar se mueve que da gusto subido a un helicóptero como el Pegasus que ya conocemos.

Junto a este último se encargará de controlar todo lo que ocurre en las carreteras españolas desde el cielo. Serán una amenaza constante para todos aquellos conductores que circulan por encima de la velocidad legal.

Vigilancia celestial

Es verdad que es muy caro, pero nadie puede boicotearlo y te pilla sin que puedas hacer nada para evitarlo. María Seguí lo sabe y por eso ha ordenado su compra. Las multas que acumula el Pegasus les han animado y a partir del 31 de diciembre, que es cuando está prevista su instalación, nos sentiremos más vigilados que nunca. De momento los datos no mienten: ha multiplicado por ocho el número de sanciones impuestas.

A modo de recordatorio, decir que este radar se basa en la tecnología militar y aeroespacial. Puede cazar vehículos que circulan a una velocidad de hasta 360 km/h y hacerles una fotografía a 300 metros de altura. Para ello dispone de dos cámaras de vídeo que no solo miden la velocidad, sino que también están ahí para sancionar a quienes conducen de forma temeraria, llevan a cabo adelantamientos indebidos o cometen giros prohibidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *