Audi RS 6 Avant 2013, 560 CV para la tercera generación


Si te encanta la trilogía de Batman de Christopher Nolan, esto es lo más parecido a ese Batmovil que vas a encontrar. Es un tanque al que sólo le faltan los cohetes. Yo creía que esta saga ya estaba extinta, porque se había tocado techo. Me equivoqué: Audi sigue en la batalla por ver quién saca más caballos a un coche de familia. No sé si tiene mucho sentido un vehículo así, pero centrándonos en cuestiones de ingeniería, es como para quedarse mudo.

Motor de 4 litros V8 biturbo y desde las 1.750 revoluciones ya deja disponibles los 700 Nm de par. Con 560 CV, el 0 a 100 se lo pule en 3,9 segundos. Cuando esté a la venta en unos pocos meses, ofrecerá tres opciones o niveles de locura. El primero es para los que aún conserven algo de sensatez, porque limitará la velocidad punta en 250 km/h. El segundo nivel o pack dinámico te deja acelerar un poco más, hasta los 280 km/h. Y el último nivel es para cuando has perdido todos los papeles; el pack plus elimina cualquier tope al desarrollo del motor y la aguja rota y sigue rotando hasta señalar 305 km/h.

Como el motor está montado en posición transversal, el cambio no puede ser de doble embrague y se conforma con el clásico Triptronic de Audi, aunque con 8 escalones de marcha. Ésta es la parte en la que más flojea el RS 6 Avant. La tracción, por descontado, es integral y la suspensión es adaptativa, aunque los que prefieran que el tarado sea permanentemente rígido se ofrece como opción el Dynamic Ride Control o DRC.

Cuéntame un cuento

En comparación con el anterior RS 6 Avant, el consumo homologado es un 40% inferior, rubricando 9,8 litros a los 100 en ciclo mixto. No me lo creo ni que me inyecten Pentotal. Ocho cilindros y dos turbos. Vamos, que subiendo por una carretera de montaña o circulando en ciudad, el ordenador de abordo te marca 20 o 25 litros seguro. Vale que han tenido la gentileza de ponerle un Start&Stop y que le han incorporado el último abracadabra que se ha sacado de la chistera el grupo VAG: la desconexión automática de cilindros según la demanda de potencia. Ya la vimos debutar en el nuevo 1.4 TSI 140 CV y ahora la han aplicado a lo grande. Pero esos 9,8 litros son más falsos que una moneda de tres euros.

Y ahora a retozar con las fotos oficiales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *