Las multas que más se repiten en verano

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

multa
El verano es una época buena para disfrutar, aunque a veces las multas son capaces de amargarnos unas vacaciones en la playa. Podríamos decir que la Dirección General de Tráfico (DGT) hace el agosto, aunque también es verdad que no hay nada más peligroso que la Navidad. Es durante los meses de noviembre y diciembre cuando más cuidado deberíamos tener, ya que la policía anda suelta con la intención de ganarse la paga doble. Y lo peor de todo es que casi siempre tienen razón.

A continuación vas a conocer las multas que suelen repetirse con más asiduidad durante los meses más calurosos del año. No creo que te lleves una sorpresa…

Exceso de velocidad

Te puede caer una multa de entre 100 y 600 euros por no respetar los límites de velocidad, además de perder hasta 6 puntos del carné. Hay radares fijos, radares de tramo, radares móviles, los helicópteros de la policía… Es difícil librarse de una sanción, y más desde el 9 de mayo de 2014, que es cuando se prohibieron los sistemas de detección de radares. Llevarlos en el coche acarrea una multa de 200 euros y la pérdida de 3 puntos del carné. Dicha cifra puede dispararse hasta los 6.000 euros si se trata de un inhibidor.

camara de trafico

ITV caducada o sin validar

Es un atentado contra la seguridad vial, así que la multa es de 200 euros cuando está caducada y de 500 euros cuando el resultado ha sido negativo y no se ha hecho nada para corregir los problemas. Además de eso, los agentes pueden dejar un vehículo fuera de circulación si lo consideran oportuno.

Saltarse un semáforo en rojo

Cada vez hay más cruces con semáforos que poseen una cámara de seguridad capaz de fotografiar tu matrícula si te los saltas en rojo. La multa es de 200 euros y conlleva la pérdida de 4 puntos del carné.

semaforo en rojo

Conducir bajo los efectos del alcohol o las drogas

Si conduces ebrio o bajo los efectos del alcohol, deberás afrontar una multa de entre 500 y 1.000 euros, poco teniendo en cuenta que suele ser una de las principales causas de accidentes mortales. Pierdes entre 4 y 6 puntos.

Hablar por teléfono conduciendo

Si no has conectado el Bluetooth y hablas por teléfono como si fueras andando por la calle, la policía puede pararte y multarte con 200 euros más la pérdida de 3 puntos del carné.

Conducir sin cinturón de seguridad

Aunque parezca mentira, todavía hay gente que circula sin el cinturón de seguridad abrochado. Es una infracción grave que conlleva una multa de 200 euros y la pérdida de 3 puntos del carné. Sin embargo, lo que más debería preocupar a quienes no se lo ponen es su propia vida, que también la pueden perder.

cinturon desabrochado

Circular sin seguro

La Guardia Civil y Tráfico pueden saber gracias a la matrícula qué coches están circulando sin seguro. Las sanciones oscilan entre los 600 y los 3.000 euros, así que poca broma. Tanta diferencia se debe a que no es lo mismo un coche que está parado que un coche que está en pleno funcionamiento. Tampoco es lo mismo ser reincidente o provocar un accidente sin tener seguro, en cuyo caso puedes quedarte con el coche inmovilizado entre uno y tres meses.

Aparcar donde no se puede

Si aparcas mal o superar el límite de tiempo contratado en una zona azul o similar, la policía puede multarte. Te avisarán al momento si estás dentro del vehículo. Si no lo estás, te enviarán la infracción a casa o a través del sistema digital de la DGT. Una sanción leve puede llegar a los 100 euros y una grave, como la que implica entorpecer la circulación, hasta los 200 euros, además de la pérdida de 2 puntos del carné.

aparcamiento minusvalidos

Adelantar en línea continua

Todo un clásico en las carreteras secundarias. Un peligro en mayúsculas que provoca decenas de accidentes cada año en las carreteras españolas. Hacerlo en zonas de baja visibilidad puede comportar la pérdida de 4 puntos del carné y una multa de 400 euros. Por otra parte, el no facilitar un adelantamiento puede suponer una multa de 200 euros.

Pasar olímpicamente de las indicaciones de la policía

Si un agente de la policía te invita a parar y no le haces caso, irán a por ti y te pondrán una multa de 200 euros. Además, también perderás 4 puntos del carné de conducir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *