Lo que deberías pedirle a un coche de segunda mano

Golf-GTD
Los coches de segunda mano siguen estando de moda. La venta de turismos nuevos a particulares no acaba de despegar y eso, en parte, sucede porque hay quienes prefieren pagar menos por adquirir un coche que ya ha sido usado. Eso sí, antes de darle el “sí quiero” al vendedor deberías tener en cuenta una serie de requisitos mínimos mecánicos para no llevarte un disgusto.

A continuación te hablo de los que en mi opinión son más importantes. Toma nota y compra con la confianza de que has acertado.

Dirección

Evidentemente, no te compres un coche de segunda mano sin conducirlo durante algunos kilómetros. Comprueba que la dirección está en buen estado girando el volante por completo, haciendo todo su recorrido para comprobar que no se escuchan ruidos raros y el giro es fluido.

Neumáticos

Aunque los tengas que cambiar varias veces a lo largo de la vida útil del coche, es importante que estén en condiciones en el momento de la compra. Comprueba si las medidas son las correctas, si están en buen estado y si el desgaste es regular o irregular.

neumaticos

Suspensión

Los amortiguadores sufren a diario, especialmente si es un coche que ha recorrido muchos kilómetros por ciudad. Puedes comprobar que la suspensión está en buen estado circulando con toda normalidad, afrontando badenes y baches para ver cómo se comporta y si se escucha algún ruido extraño. También es buena idea fijarse en el desgaste de los neumáticos, ya que si no es uniforme puede revelar problemas de amortiguación.

Frenos

A un coche de segunda mano también hay que pedirle que sus frenos funcionan a la perfección, sin ruidos extraños y respondiendo con normalidad. Si dispone de ABS y ESP, comprueba que los testigos se encienden al poner el contacto y desaparecen al arrancar. Si no desaparecen querrá decir que hay algo que no está bien.

Caja de cambios

Puede que sea algo más técnico, pero nunca está de más revisar el estado de la caja de cambios. Para ello, recomiendo comprobar el recorrido y el tacto del embrague, que las marchas entran sin problemas y sin rascar, y que al acelerar o afrontar una curva no se escucha una vibración fuera de lo normal.

caja-de-cambios

Arranque

Arranca el coche y pon atención. ¿El motor de arranque hace algún ruido extraño al inicio o al final? Fíjate en el funcionamiento del motor a una temperatura habitual. En frío es probable que el motor arranque, pero en caliente puede ocurrir lo contrario por problemas con los sensores del árbol de levas o del cigüeñal.

Sistema de escape

Por último, decir que no me compraría un vehículo de ocasión si el humo que sale por el tubo de escape genera desconfianza. Con ello me refiero a colores raros como el azul (el motor está dañado), el negro (se consume demasiado combustible) o el blanco (hay condensación en el escape o falta carburante en la combustión).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *