6 elementos que ya no quieres para tu coche

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Por el mundo de la automoción han pasado miles de accesorios destinados a embellecer y hacer más dinámicas diferentes zonas del coche. Al menos, eso es lo que nos pretendían vender. Lejos quedaron algunas modas para el automóvil, tendencias que hoy en día ya no se llevan y tampoco se echan de menos. Veamos cuales son esos retoques que ya nadie quiere.

Luces azules HID


El año 2000 ya había pasado y la humanidad comenzó a ver muy pronto el mundo del mañana. Los automóviles y sus elementos estaban obligados a cambiar, porque todos sabemos que algo nuevo hay que vender. Por ello, y por alguna razón que aún desconocemos, las compañías de marketing asociadas a las empresas de automoción comenzaron a convencer al público que la iluminación HID era el futuro, algo que hacía más elegante y tecnológico cualquier modelo. Sin embargo, es un elemento que ya ha quedado lejos. A pesar de consumir menos energía y ser más potentes, los faros HID producen más brillantez, más resplandores en el asfalto y menos desvanecimiento natural, desventajas que se hacían demasiado temerarias en vías oscuras, y peligrosas para los demás conductores.

Pestañas para tu coche


Es un tema del que ya hablamos en alguna ocasión: cambiar de golpe el género sexual de un automóvil puede ser una muy mala idea. Seguramente, alguien más inteligente de lo que pensamos se llevó una millonada por sacar a la luz el “invento del siglo” en el mundo automotriz. Los carlashes, como se les conocen, fueron un elemento que muchos compraron para hacerse la foto del momento, algo que subir a las redes y sanseacabó. Sin embargo puede que alguien, en algún rincón del mundo, aun lleve unas pestañas pegadas a los faros de su automóvil pensando que es una tendencia hecha para celebrities estadounidenses.

Cubiertas para pinzas de freno falsas


Las pinzas de freno Brembo tienden a ser grandes, sólidas, muy seguras y disponibles en muchos colores, por lo que son un elemento muy buscado en el mundo del tuning o usado en campeonatos exigentes. No obstante, si la empresa que ha diseñado tu automóvil no menciona nada al respecto, es muy probable que el vehículo no pueda tener frenos así, ya sea por un problema de dimensiones o por inconveniencias del disco de freno, o su aleación. Por eso ¿Para qué poner modelos falsos? Las imitaciones de Brembo, todas ellas inservibles, son simples revestimientos que se adaptan a las pinzas del coche; como si llevaras una zapatillas chinas con un logo de Adidas sospechoso. Es quedar mal para nada.

Faros traseros tintados


Los faros tintados traseros (ya que en los delanteros no está permitido) hacen menos visibles las luces en el asfalto, sobre todo cuando es un día apagado o lluvioso. Además, no son nada útiles y eliminan uno de los aspectos más bonitos del vehículo. Dependiendo de la escala de tinte, puedes enfrentarte a una sanción económica o negociar con la aseguradora de tu coche. La verdad, es que nadie quiere jugarse una multa por un elemento que no hace absolutamente nada.

Pegatinas de balazos


Los vinilos son muy comunes en los coches, muchos amantes de la automoción los pegan en sus vehículos, ya que se venden miles de modelos por Internet. Un vinilo adecuado y bien ubicado puede mejorar mucho el aspecto del vehículo. Sin embargo, hay pegatinas que hablan mucho del conductor; ¿Qué pasa si chocas con un vehículo que tiene marcas de balazos en la carrocería? Probablemente no sea un tipo demasiado amigable. Incluso hay gente que va más allá y llena de vinilos el 100% de su automóvil o furgón para engañar a posibles ladrones. Una empresa incluso ha llegado fabricar un vinilo que simula una furgoneta completamente oxidada y desgastada por el tiempo.

Tapacubos Spinner


Se distinguen por ser grandes, con grandes remaches, capaces de girar a medida que avanza en coche. Cada cual tiene sus gustos, pero son un tipo de llantas de los 90 que han dejado de marcar tendencia en un mundo tuning cada vez más sutil y que no tiene nada que demostrar. No obstante, una cosa es decir que tu automóvil es un peso pesado del tuning y algo muy diferente, es llevar simples tapacubos que imitan los radios giratorios o spinners de un coche.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *