Dodge Durango 2011 para Norteamérica


Tomad asiento y disfrutad de las imágenes del nuevo Dodge Durango, el que verá la luz en 2011. La firma estadoundiense, con sede en Auburn Hills (Michigan), vuelve a la carga con uno de esos SUVs que quitan el hipo a cualquiera. Llega para reemplazar al nefasto Dodge Durango que fue víctima de la crisis del Grupo Chrysler. Lo hace con líneas actuales y con una renovación en cuanto a calidad muy considerable, algo que también tenemos que esperar del nuevo Charger que pronto será presentado en público.

Novedades estéticas

La calandra de la marca es lo primero que nos llama la atención. Es más redondeada y los faros son más afilados. El logotipo es el nuevo (ya no aparece el simpático carnero), algo que demuestra que quieren empezar de cero olvidando el oscuro pasado que han tenido que vivir en los últimos años.


Los antinieblas están situados en la parte más baja del frontal y son de un tamaño considerable. Son de forma redondeada y podemos decir que completan un frontal muy atractivo. Por lo que respecta al perfil, podemos decir que no hay demasiados cambios, se ve musculoso y con una cintura bastante alta.

Las llantas pueden ser cromadas y de 20 pulgadas. La parte trasera es mucho más simple y sólo podemos destacar las dos salidas de escape (que tampoco es que sean espectaculares) y la banda cromada que cruza la parte trasera uniendo los grupos ópticos.


Del interior no tenemos ninguna información, no han facilitado ninguna imagen. Lo único que podemos comentaros, a parte de que tendrá tres filas de asientos (capacidad para 7 adultos), es que los encargados de diseñarlo han sido los mismos que diseñaron el habitáculo del Grand Cherokee.

Motores

Los propulsores que se ofertan son un 3.6 Pentastar V6 con 280 CV y un tremendo 5.7 V8 HEMI de 360 CV. De los consumos no hablan porque es evidente que no podrán presumir mucho de ello, aunque a muchos norteamericanos es algo que les da igual.


Por último, decir que el motor V8 será capaz de tirar de 3.356 kg, mientras que el V6 se tendrá que conformar con “sólo” 2.812 kg. De serie incluirá el control activo de remolque para que no se produzcan esos tijeretazos que tan mal pueden acabar.

Para verlo tendremos que esperar hasta el Salón de Detroit del año que viene. Además, se venderá exclusivamente en Norteamérica, por lo que si quieres circular con uno de ellos por Europa tendrás que importarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *