7 coches Made in África


África es el tercer continente más grande del mundo con una población que supera los 1.100 millones de habitantes en sus 54 países. Los fabricantes de coches africanos se enfrentan cada día a una fuerte competencia de vehículos importados desde Europa y Asia, aunque continúan contribuyendo de manera significativa al crecimiento de la industria. Desde Marruecos hasta Sudáfrica, no hay quien supere en ventas al gigante japonés Toyota, donde triunfan sus modelos Hilux y Corolla. No obstante, hoy dedicamos la siguiente lista a mostrar 7 coches totalmente diseñados y manufacturados en el continente de los mil paisajes.

IVM G5 (Nigeria)


Fundada por el empresario nigeriano Innocent Chukwuma, la empresa Innoson Vehicle Manufacturing Co, LTD (IVM) cuenta con una planta de fabricación en el estado de Anambra, al sudeste del país. Algunos modelos como el IVM Umu, el IVM Uzo y el “todo-safari” IVM G5 (en la imagen) son los más populares de la compañía, que también se dedica a la fabricación de autobuses y camiones de servicios comunitarios.

Wallyscar Izis (Túnez)


El fabricante de automóviles Wallyscar, con unas 600 unidades vendidas cada año, fue fundada en 2007 por Zied Guiga en la ciudad tunecina de La Marsa, donde hoy ha levantado su sede. El modelo Wallyscar Izis de 2008 está basado en los modelos estadounidenses de la marca Jeep, aunque usa motores Peugeot TU3A de 1.4 litros y 75 CV. Hoy en día sus coches se venden en países como Qatar, Marruecos, Francia, España y Panamá.

Kiira EV (Uganda)


Kiira Motors puede estar satisfecha de haber diseñado el primer coche híbrido de África, el Kiira EV. El 90% de sus componentes (incluyendo motor y transmisión) fueron construidos en Uganda, ha salido a la luz gracias a un puñado de estudiantes de la Universidad de Makerere (Uganda). Tiene previsto iniciar su producción y exportación a otros países africanos en 2018. Además de este, el equipo de estudiantes se ha lanzado a enfrentarse a un reto más grande y ha comenzado a diseñar un autobús híbrido con 28 asientos.

Saroukh el-Jamahiriya (Libia)


El Saroukh el-Libia (cuya traducción sería “El cohete libanés”) es una berlina diseñada nada menos que por el difunto dictador Muammar Gaddafi y fabricada por la compañía Libyan Arab Domestic Investment. Su actual presidente, Dukhali AlMeghareff, presentó este modelo a bombo y platillo durante la conferencia de la Organización de la Unidad Africana de 2009, jactándose de haber lanzado un coche revolucionario para la industria automotriz. Actualmente se vende con un motor V6 que desarrolla una potencia de 230 CV.

S3 Roadster (Sudáfrica)


Fundada en 1982, la empresa Birkin Cars con sede en Durban (Sudáfrica) presentó su S3 Roadster durante el Gran Premio de Sudáfrica de Fórmula 1 de 1983. Se trata de un kitcar basado en el británico Lotus Super 7 de 1968, uno de los modelos preferidos del fundador de la marca, John Watson. Posee un motor de 1.6 litros y transmisión manual de 5 velocidades, que desarrolla una potencia máxima de 115 CV.

Otra empresa totalmente africana (Advanced Automotive Design) con sede en Sudáfrica, también cuenta con dos roadster similares: el Shaka Giotto y el Shaka Nynya.

Z-One (Sudáfrica)


Perana Performance Group, fundada en 2007, es una empresa sudafricana con sede en Port Elizabeth que desarrolla sus coches en la planta de alta tecnología ‘HiTech Automotive & Superformance’. Allí nació en 2013 el impresionante deportivo biplaza Z-One, el cual esconde nada menos que un motor Chevrolet V8 de 7.2 litros y 700 CV de potencia (en su versión más cara). Gracias a este bloque y su carrocería fabricada en vinilo y poliester, puede llegar a los 160 km/h en menos de 10 segundos.

Laraki Epitome (Marruecos)


La empresa Laraki, la cual lleva el apellido del presidente y fundador de la marca Abdeslam Laraki, levantó su sede en Casablanca (Marruecos) allá por 1999 y desde entonces han fabricado algunos de los modelos africanos más impactantes y radicales. Automóviles deportivos de lujo como el Fulgura, el Borac o el Epítome han llamado la atención en muchos países del mundo. Este último, (en la imagen) fue presentado en el Concurso estadounidense de Elegancia de Pebble Beach en 2013 con un motor de 1.774 CV (o eso dicen) y un precio astronómico: 15 millones de euros.

Curiosidades,
>

También te puede interesar...

5 comentarios

  1. Hola,
    Un imigrante Español con origin Nigeria senor Alex Ephraims ha fabricado IYI V6 COMBATANT 3.0. Para mas informacion busca Alex Ephraims en Google.
    Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *