BMW tiene problemas en Suiza


BMW está en estos momentos en una situación delicada en Suiza. Resulta que la Comisión suiza de la Competencia ha abierto una investigación contra la firma alemana por la sospecha de que han dado órdenes a sus concesionarios del Espacio Económico Europeo (EEE) para que los helvéticos tengan que comprar los BMW exclusivamente dentro del país.

Esto es así porque, debido a la fortaleza de los francos suizos sobre el euro, los BMW y los Mini son algo más caros en Suiza que en otros países de la Unión Europea. Por poner un ejemplo, el BMW Serie 5 parte desde los 39.950 euros en Alemania, mientras que en Suiza esa cifra se eleva hasta los 61.900 francos suizos, casi 45.430 euros al tipo de cambio actual. Como los suizos no son tontos, lo que suelen hacer es marcharse a otro país para adquirir su coche.

Según las normativas comunitarias, y pese a que Suiza nos es un país miembro de la Unión Europea, uno se puede mover y comprar lo que le dé la gana por otros países de la UE. Sin embargo, la televisión suiza ha comprobado que las trabas provienen de BMW y es por ello que han interpuesto una denuncia. Si se demuestra que la compañía germana ha jugado sucio, la multa podría ascender a un 10% de los beneficios que consigan en Suiza durante los próximos tres años fiscales. Eso sí, las investigaciones podrían terminar a finales de 2012.

BMW,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *