Un conductor encuentra dos gatitos bajo el capó de su coche

gatos
En Rusia, la tierra donde se producen los accidentes más locos y las simulaciones de accidentes más falsas, uno debe estar preparado para cualquier cosa. Y si no que se lo pregunten al conductor del coche que aparece en el siguiente vídeo, que como verás se encontró una agradable sorpresa al levantar el capó.

Buscando el calor

El tipo no pasará a la historia por ser un gran defensor de los animales. Lo sabemos por cómo actuó tras darse cuenta de que su motor no sonaba como suele sonar. Se escuchaba un “miau, miau” de fondo que le perturbó y le obligó a bajarse del coche justo cuando había retrocedido dos metros para salir de un aparcamiento en batería.

Abrió el capó y justo encima del motor se encontraban los dos responsables de esos tiernos maullidos. Lo peor de todo fue cómo actuó a continuación, porque no se interesó ni lo más mínimo por los pequeños felinos. Los agarró por el pescuezo y los lanzó al suelo para que se buscaran la vida en otra parte. No estaba muy preocupado por estado de salud de los gatitos.

En Rusia esto es algo que suele pasar con más asiduidad de lo que podríamos pensar. Al ser un país muy frío, los inviernos son duros y los gatos buscan lugares cálidos en los que pasar la noche. Claro que unos son más peligrosos que otros…

Animales peores se han visto debajo de un capó. Nos lo puede decir un ciudadano de Santa Fe que ayudó a una mujer que tenía problemas con su motor. Había nada más y nada menos que una boa constrictor.

Curiosidades, Videos,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *