Skoda Vision E, un adelanto eléctrico del Kodiaq Coupé

Skoda-Vision-E
Skoda sigue puliendo su diseño para captar a esos clientes que siguen con la misma canción, la de decir que sus coches son feos. Creo que eso es algo que dejaron atrás hace unos cuantos años y han sido capaces de derrumbar todo tipo de complejos, así que están preparados para crear modelos tan atractivos como este Skoda Vision E que se presentará en el Salón del Automóvil de Shanghái.

Tiene pinta de X4

Como es lógico, estamos hablando de un prototipo que incorpora ciertos rasgos que difícilmente permanecerán intactos a la hora de pasar a producción. El Kodiaq Coupé, que se supone que llegará a finales de año o a principios de 2018, debería empaparse de su esencia para añadir un extra de deportividad a sus líneas.

Del Vision E podemos decir que mide 4,64 metros de largo, 1,91 metros de ancho y 1,55 metros de alto, mientras que la distancia entre ejes es de 2,85 metros. Por ahora solo podemos verlo en bocetos, así que es probable que el prototipo final no sea tan atrevido.

Por sus formas podríamos decir que es muy parecido al BMW X4, que tiene unas dimensiones similares. Eso sí, los grupos ópticos delanteros nos hacen pensar en el SEAT IBX concept. Los pasos de rueda son considerables y las llantas de aleación podrían ser de 19 pulgadas perfectamente, algo que ya veremos si se termina plasmando en el Kodiaq Coupé. Además, cuenta con unas puertas traseras que parecen ser de apertura inversa, tipo suicida.

Skoda-Vision-E

Corazón eléctrico

Con su motor eléctrico es capaz de recorrer unos 500 kilómetros sin detenerse. Da la sensación de que todos los fabricantes se han puesto de acuerdo para alcanzar dicha cifra. Puede ponerse a 180 km/h en el mejor de los casos y desarrolla una potencia de 225 kW, lo que equivale a unos 300 CV.

Nivel 3 de conducción autónoma

Otro tema interesante de este Vision E tiene que ver con la conducción autónoma. Cumple con los requisitos del Nivel 3, lo que significa que se desenvuelve con soltura en autopistas y en atascos, al tiempo que puede buscar plazas de aparcamiento, realizar maniobras de adelantamiento o permanecer en un carril.

Ahora solo hay que ver si este Vision E es un adelanto del Kodiaq Coupé. Hay motivos para pensar que sí, ya que el VisionD fue el punto de partida para renovar el Rapid y el Octavia, el VisionC hizo lo propio con el Superb y el VisionS repitió modus operandi dándonos pistas sobre el Kodiaq.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *