Renault DCross, cuando la filial lowcost se come a la casa madre


En el salón de Sao Paulo Renault acaba de exponer este precioso Duster, mucho más atlético y mejor equipado para rodar fuera de pistas. En Brasil, los modelos de Dacia se venden bajo la denominación de Renault, no existe la marca lowcost como tal. El caso es que el prototipo DCross, si recoge buenas vibraciones de la prensa y los asistentes al certamen, podría pasar a producción mundial, y no sólo para el mercado brasileño.

Las grandes marcas con filiales lowcost retocan y rediseñan sus modelos añejos simplificándolos para que se conviertan en nuevos y accesibles coches. Pero si el Duster acaba siendo un SUV compacto de Renault, si esto sucediera, sería la primera vez en que un coche nacido exclusivamente de la submarca devorase a la marca principal.

Yo creo que Renault tiene razones para temer a su propio hijo, pues el Dacia Duster está cosechando un éxito sin precedentes y que nadie había previsto. Y antes que dejarse canibalizar por él, Renault ya está moviendo ficha para incorporarlo a su gama.

Visión de futuro

En el caso de que esta hipótesis fuera cierta, veríamos un DCross con motores mucho más actualizados que los que monta el Dacia y un acabado interior con posibilidades de equipamiento muy superiores. Los precios obviamente ya no serían tan populares, pero no pienso que Renault cometiera el error del Koleos dos veces.

Son los propios ejecutivos de Renault los que han dicho que el DCross es “visión de futuro para la marca” y que podría llegar a Europa. Razonando así, la extrapolación del Duster para Renault debiera ser un coche de precio competitivo y razonable. El prototipo, no obstante, es todo un lujo. Pintura bicolor, unas llantas muy atractivas, protecciones frontales, traseras y laterales, y una gran solución para la rueda de repuesto: la lleva situada en el techo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *