Los diez coches subastados más caros del mundo


A más de uno le va a dar un apretón de intestinos cuando lea las cifras. Las subastas de coches a menudo son interpretadas como caprichos excéntricos o desequilibrios psiquiátricos de mitómanos. Pero que nadie se llame a engaño. La compraventa de vehículos históricos es un negocio. Es como invertir en arte. Pocos meses atrás, el New York Daily News publicó esta lista que vais a ver, y ayer el rotativo La Vanguardia volvió a hacer eco de ella.

Supongo que cuanto más veces la lees, mayor es tu asombro, y este decálogo seguirá durante unas semanas apareciendo en diferentes medios. Los repasamos del 10 al 1, es decir, del más barato al más caro. Disculpad la pobreza de algunas imágenes, pero algunos de estos coches son guardados con mucho recelo y lejos de las cámaras.

10 – ‘Birkin’ Bentley 4 ½ litro

 
Dentro de este top ten, es una bagatela. Made in England, en 1929. En el último festival de Goodwood se pagaron 5,8 millones de euros.

9 – Bugatti Royale Berline

 
Fabricado en la década de los 30, en unos años de depresión económica estilo al desaguisado que tenemos hoy. En su momento, dada la situación, fracasó comercialmente, pero la última vez que se subastó, en 1986, alguien dejó ir 6,5 millones de euros por guardarlo en su garaje. Si hoy quisieran subastarlo de nuevo, su precio fácilmente se habría duplicado.

8 – Ferrari 250 GT SWB

Los Ferrari 250 en cualquiera de sus versiones son los más preciados. Esta unidad de 1961 era del actor James Coburn. La estrella mediática británica, Chris Evans, lo compró por 7 millones de euros. Y dos años después lo revendió para poder reinvertirlo en el coche que está en segundo puesto de esta lista.

7 – Ford GT40

En 1968 se lo compró Steve McQueen. Preciosa estampa y ganador en Le Mans. Es el coche americano subastado más caro de la historia. El verano pasado dieron por él 8 millones de euros.

6 – Mercedes 540K

Otro ejemplo de que esto es un gran negocio. Bernie Ecclestone, amo y señor de la Formula 1 lo compró por 4,5 millones de euros y el año pasado lo revendió por un poco más de 8 millones. Casi dobló el importe con su especulación.

5 – Bugatti Royale Kellner Coupe

Un japonés anónimo pago hace más de veinte años 11 millones de euros. Si volviera a las subastas, este coche desbancaría de un plumazo al que ahora mismo ocupa el primer puesto.

4 – Ferrari 250 Testa Rossa

Otro Ferrari 250. En el 2011 pagaron 12 millones de euros. ¿El motivo? Esta unidad de 1957 estuvo ganando en Le Mans de 1958 a 1961. Pedigrí de circuito no le falta.

3 – Ferrari 250 GTO

Tercer 250 que aparece en la lista, y ocupa el tercer puesto. Como es igual que el número uno, no le pongo foto. En el 2010 se subastó por 14,3 millones de euros.

2 – Bugatti Type 57 SC Atlantic

Se hicieron sólo tres unidades en 1936, mientras en España nos dedicábamos a matarnos los unos a los otros en todo un alarde de cultura y civilización. Ahora quedan dos, y una la tiene el diseñador de trapitos, Ralph Lauren. El otro, que había pertenecido a un científico, se vendió en el 2010 por 25 millones de euros.

1 – Ferrari 250 GTO

Cuarta vez que aparece este modelo en nuestro repaso y ocupa el primer puesto. El coche subastado más caro de la historia. Era de la leyenda de la Fórmula 1, Stirling Moss, tal vez por eso el año pasado alguien extendió un talón por 28,2 millones de euros.

¿Vale la pena pagar tanto por un coche, por un cuadro o por una escultura?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *