Jaguar F-Pace rodando por Nürburgring con camuflaje

Jaguar F-Pace frontal tres cuartos
El primer SUV de Jaguar ya está dando vueltas por los circuitos antes de ser comercializado. Hay que acabar de pulir ciertos detalles y no hay un escenario tan propicio para ello como Nürburgring.

Estará listo el año que viene, así que todavía faltan unos meses para que podamos disfrutar de él. La firma británica no ha tenido más remedio que rendirse a una moda que le puede reportar muchos beneficios, aunque no por ello va a renunciar a la deportividad.

Motores

El F-Pace, camuflado para la ocasión, esconde bajo el capó un motor V6 turboalimentado que suena igual de bien que el del Jaguar XE S. Ambos han sido fabricados tomando como referencia la misma plataforma y todo apunta a que desarrollarán 340 CV para no tener problemas de movilidad.

Jaguar F-Pace lateral
No todos los F-Pace se venderán con un motor de seis cilindros. Están preparados para vender más unidades de un cuatro cilindros y 2.0 litros que de un V6 de 3.0 litros. A pesar de ello, son conscientes de que no hay demasiados V6 en el mercado, y es por ahí por donde pueden arañar un buen puñado de ventas. Al cliente habitual de Jaguar no le preocupa demasiado el consumo y prioriza la experiencia de conducción.

Si nos vamos a los motores de 2.0 litros, nos acercamos a la tecnología Ingenium de Jaguar Land Rover. El más eficiente de todos entregaría 163 CV de potencia (diésel), mientras que el más potente se iría hasta los 240 CV (gasolina). Eso sería algo que le situaría en la misma estrategia que han adoptado Audi, BMW y Mercedes-Benz.

Te dejo con el vídeo en cuestión y termino comentando que hay una versión eléctrica en marcha que debería llegar un año más tarde, en 2017. Se habla de una autonomía de 483 kilómetros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *