El Salón Auto Retro de Barcelona abre sus puertas


La 30ª Edición del Salón Auto Retro de Barcelona se prepara para reunir a más de 60.000 apasionados de los coches de época. El certamen, ubicado en el recinto Fira de Montjuic (uno de los más grandes de Europa con 400.000 metros cuadrados de superficie), contará con la presencia de 300 expositores llegados desde 8 países del mundo.

Esta es una de las semanas más importantes para los salones del motor en España, ya que tal y como adelantamos ayer, este acontecimiento coincide con la decimosexta Feria del Automóvil y coches de Ocasión en Valencia, y las jornadas a puertas abiertas del Museo de la Moto de Barcelona.


Por otro lado, también debemos tener en cuenta la Exposición del Modelo Clásico ‘Beetle’ de Volkswagen en la misma Ciudad Condal, con más de 600 metros cuadrados dedicados a la trayectoria del popular Escarabajo.

Cualquier tiempo pasado fue mejor

El trigésimo Certamen del vehículo Retro de Barcelona es una de las citas más importantes del calendario nacional para los apasionados a este mundo, ya que paseando entre sus pabellones podemos encontrar, entre otros modelos, el famoso Mercedes-Benz 230 SL de 1963, también conocido como Pagoda. También se presentarán vehículos de la talla del Porsche 904 GTS junto con un homenaje al modelo 911 de la casa alemana.

Un total de 30.000 m2 de los palacios 2 y 3 servirán como sede para una concentración de clásicos internacionales que estará abierta al público hasta el 8 de diciembre.

El fabricante español Seat, que celebra el 60 cumpleaños de su primer coche fabricado en serie, el Seat 1400, ocupará parte del protagonismo con otros vehículos de época como el modelo 1500 de 1963, el Seat 132 y el modelo Ronda, entre otros.

Actividades


Una de las actividades lúdicas más destacadas, (sin contar el montaje de un Biscúter en 24 horas), será la posibilidad de hacer un examen de conducir orientado en los test de los años 80, y a bordo de un Seat 600 versión Moritz. También se celebrará un concurso de elegancia a las mejores piezas conservadas, así como una exposición de camiones y autobuses clásicos, y una concentración de motos Harley-Davidson para los amantes de estas joyas americanas.

La entrada tiene un precio de 15 euros para los adultos, 5 euros para niños de ocho a catorce años, y gratuita para menores de los ocho años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *