A la caza de las 1.000 millas por hora


En cualquier faceta de la vida, siempre hay personas dispuestas a superar los límites, a llegar un punto más allá que los demás, a romper barreras que parecían imposibles de doblegar. Algunos arquitectos buscan romper las leyes de la física con edificios cada vez más altos y retorcidos, los locos del aire buscaban construir cada vez aviones más novedosos y otros apasionados de los coches han querido batir desde los albores de la automoción todos los registros de velocidad punta.
SEGUIR LEYENDO “A la caza de las 1.000 millas por hora”