Nuevos Mercedes-AMG GT Roadster y GT C Roadster

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

mercedes-amg-gt-roadster-y-gt-c-roadster-1
¡Qué dos coches! Mercedes-AMG se va a llevar muchos piropos en el próximo Salón del Automóvil de París gracias a los GT Roadster y GT C Roadster, dos modelos impresionantes que llegan casi dos años después de que presentaran el Mercedes-AMG GT.

Ambos son descapotables y ambos tienen motivos más que suficientes para encandilar a cualquier ricachón que pretenda gastarse unas cuantas decenas de miles de euros. ¿Te apetece conocerlos?

Capota de lona

Para confeccionar estos biplazas, la firma alemana ha recurrido a una capota de lona tricapa que se activa eléctricamente. Basta con pulsar un botoncito en parado o a una velocidad de hasta 50 km/h para ver como se abre y se cierra en 11 segundos como por arte de magia.

Motores y prestaciones

El GT Roadster, el más modesto de los dos, monta un motor V8 biturbo de 4.0 litros que desarrolla 476 CV a 6.000 rpm y 630 Nm de par máximo entre las 1.700 y las 5.000 rpm. Teniendo en cuenta que solo pesa 1.595 kilos, a nadie debería extrañarle que pueda acelerar de 0 a 100 km/h en 4 segundos hasta alcanzar los 302 km/h de velocidad máxima.

mercedes-amg-gt-roadster-y-gt-c-roadster-17
Es de tracción trasera e incorpora una caja de cambios automática de doble embrague y siete marchas. La suspensión es deportiva AMG y al eje trasero no le falta diferencial autoblocante mecánico. Consume una media de 9,4 l/100 km.

Todavía más potente es el GT C Roadster. Eroga 557 CV entre las 5.750 y las 6.750 rpm y 680 Nm de par máximo entre las 1.900 y las 5.750 rpm. Pesa un poco más que su hermano (1.660 kilos), pero eso no le impide firmar unas prestaciones más llamativas: de 0 a 100 km/h en 3,7 segundos y 316 km/h de velocidad punta.

mercedes-amg-gt-roadster-y-gt-c-roadster-18
Aquí hay que hablar de la misma caja de cambios, aunque con ajustes hechos a medida. La tracción también es trasera y la suspensión trabaja junto a unos amortiguadores de dureza variable AMG Ride Control. El diferencial trasero, en este caso, es de control electrónico. El consumo medio se dispara hasta los 11,4 l/100 km.

Neumáticos y sistema de frenos

Los neumáticos que han elegido tampoco son cualquier cosa. El GT Roadster se mueve con unos de 255/35 R19 delante y 295/35 R19 detrás, mientras que el GT C Roadster lo hace con unos de 265/35 R19 delante y 305/30 R20 detrás. También cambian los frenos, que en el primero llevan discos de 360 mm en el eje delantero y en el trasero. En el GT C Roadster, sin embargo, el eje delantero monta discos de 390 mm para soportar ese plus de velocidad.

Interior lujoso y deportivo

mercedes-amg-gt-roadster-y-gt-c-roadster-20
Por dentro son una pasada. El GT Roadster es muy parecido al GT, con un salpicadero que destaca por su anchura. El GT C Roadster es muy parecido, aunque incorpora una tapicería de cuero de nappa que le sienta francamente bien, además de un volante deportivo AMG que ha sido tapizado con microfibra Dinamica y cuero.

Los asientos AMG performance, que son opcionales, te sujetan a la perfección. También puedes pedirlos con Airscarf y ventilados, algo que se agradece dependiendo de la época del año. El equipo de sonido puede ser Burmester surround o Burmester surround high end. Si te decantas por este último, el habitáculo se convertirá en una caja de bajos y no será necesario recurrir a un subwoofer como los de toda la vida.

Fotos de los Mercedes-AMG GT Roadster y GT C Roadster

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *